NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH         NEW STORE         NEW MERCH
CLOSE

Contemporary Store

Ya está disponible nuestra exclusiva merchandise. Regístrate en nuestra store y obtén un 20% OFF en tu primera compra.

Ir a la store 🔥
Coronavirus
¡Espera un poco!
Read and listen
Ayy, close that door, we blowin' smoke
Q&A con el fotógrafo August Östberg: “Me metí en la fotografía porque no logré convertirme en pintor”
Fotografía: August Östberg

Q&A con el fotógrafo August Östberg: “Me metí en la fotografía porque no logré convertirme en pintor”

Words Mirangie Alayon

“Existiendo en algún lugar en el espacio entre la creación y la ocupación, el director de arte sueco August Östberg domina la virtud del equilibrio, entre su trabajo en publicidad y fotografía”. Así se describe a sí mismo este artista, cuyo trabajo está saturado de composiciones e ideas llenos de color.

Encontrarse con su Instagram es preguntarse si lo que vemos son pinturas o fotografías, pues se sienten tan únicas y perfectas en su captura impredecible de un momento particular, que Östberg se ha convertido en un favorito de la red social. Desde rascacielos neoyorquinos rodeados por nubes, paisajes campestres de ensueño y hermosa cotidianidad, el trabajo de este sueco tiene una mirada peculiar y pocas veces vista.

Recientemente conversamos con él sobre su trabajo, y nos confesó que luego de no poder convertirse en pintor decidió quedarse con la fotografía, así que ahora su lienzo es más digital, pero no menos hermoso. Nos habló de cómo las redes sociales están haciéndonos menos elitistas frente al arte, y nos contó por qué es importante hacer cosas que se sientan como si solo él pudiera crearlas.

“Hay mucha gente con talento que son increíbles a la hora de captar la realidad. Quería crear mi propio mundo donde todo lo que capturo se sienta como mío”.

Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg

Querido August, ¡gracias por hablar con nosotros! Por favor, preséntate a nuestros lectores y cuéntanos la historia de cómo acabaste convirtiéndote en fotógrafo.

Me metí en la fotografía porque no logré convertirme en pintor. No tenía la suficiente habilidad para hacer una carrera de ello, así que intenté convertirme en un artista de cómics, un cineasta, un animador y un comediante (este último es bastante terrible, ahora que veo hacia atrás). A medida que me fui haciendo mayor y me fui adentrando en el diseño y el software, me encontré con algo que me resultaba familiar. Haciendo fotos, esta vez con una cámara y un ordenador.

¿Qué parte de tu cultura y del lugar donde creciste (y de la gente con la que creciste) ha influido en tu trabajo?

Crecí en el campo en Suecia, donde tenía todo el tiempo del mundo, y creo que tener tiempo ilimitado para hacer lo que quisiera me ayudó a entrar en la creatividad. Definitivamente siento que echo de menos esa parte de mi cerebro cuando podía quedarme quieto y soñar despierto durante horas. Ahora vivo en Nueva York, una de las ciudades más concurridas del mundo, y siempre llevo un teléfono, así que tengo estímulos las 24 horas del día, los 7 días de la semana. Probablemente no es la mejor manera de mantener la mente despejada para la creatividad.

Tus retratos comparten un sentido de uniformidad, de una manera que se asemeja a una pintura. ¿Cómo consigues este efecto, es a propósito?

Me di cuenta muy pronto de que hay mucha gente con talento que son increíbles a la hora de captar la realidad. Quería crear mi propio mundo donde todo lo que capturo se sienta como mío.

¿Qué te inspira a convertir una imagen aparentemente ordinaria en una extraordinaria?

Una hermosa foto de un atardecer o una foto de un momento de diversión con tus amigos es genial y todo eso, pero estoy bastante seguro de que alguien podría y habría tomado exactamente la misma foto si estuviera allí también. Definitivamente es mi ego creativo el que habla, pero me encanta la idea de capturar algo que solo yo podría haber creado.

Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg
Fotografía: August Östberg

“Cuando todo el mundo es fotógrafo el elitismo se disuelve”.

¿Cuál es el significado de la fotografía en una era en la que todo el mundo parece ser un fotógrafo, sobre todo porque cualquiera puede tomar fotos con sus teléfonos y compartirlas en Internet inmediatamente?

A mí me encanta. Cuando todo el mundo es fotógrafo el elitismo se disuelve. Y con la presencia de las redes sociales la retroalimentación e inspiración es mejor y más directa que nunca.

¿Qué les recomendarías a los aspirantes a fotógrafos?

Atreverse a hacer trabajos comerciales. Deberían seguir experimentando, pero al principio les va a costar encontrar a alguien que esté dispuesto a pagar por algo que sea “vanguardista”. Encuentra el equilibrio entre pagar el alquiler a tiempo pero no te acomodes a tu forma de trabajar.

¿Qué es la belleza para ti?

Una mente clara y una actitud positiva.

Despues de leer, ¿qué te pareció?

  • 9
    Me gustó
  • Me prendió
  • 18
    Lo amé
  • Me deprime
  • WTF!
  • Me confunde
NIGHT MODE DAY MODE